Los hemípteros tienen el aparato bucal adaptado para chupar líquidos internos de tejidos animales o vegetales (estiletes bucales). La pudenta, en concreto, se alimenta exclusivamente de granos de gramíneas.

Para alimentarse, la pudenta clava el estilete en el grano y chupa parte de su contenido. Los síntomas observados en los granos de arroz, una vez maduros, son:

  • Una picada en el grano.
  • Grano deformado, con el punto de la picada como zona más deprimida.
  • Mancha marrón alrededor de la picada, como consecuencia de una infección posterior por hongos.

Si bien, en general, las pérdidas en peso no acostumbran a ser demasiado significativas, el problema viene dado por la pérdida de calidad (valor comercial) de los granos afectados.